Ahora sí. Final de la temporada de verano que ha durado ¡6 meses! Y cerramos en Segorbe, plaza en la que nunca antes había actuado nuestro grup de teatre y con la grata sorpresa de encontarnos en un lugar muy especial: el Teatro Serrano ha resultado ser un fantástico y acogedor recinto teatral perfectamente acondicionado y dotado de estética, acústica y facilidades (camerinos, entradas…) de un elevado nivel al igual que la amabilidad exquisita de Alfredo, el coordinador del mismo que estuvo amable hasta más allá del extremo. ¡Y con un público entendido y agradecido al tiempo!. En definitiva: el colofón que requería un semestre tan completo como humanamente enriquecedor.

Íbamos preparados para el frío del interior pues esta semana hemos sido víctimas de una repentina «ola de», pero nos hemos encontrado con los coches cargados de ropaje que no ha hecho falta utilizar (y no me estoy refiriendo a los efectos del tsunami de carajillos con los que ha acabado la cena ¿eh, perduts!??).  Y, hablando de vehículos, el comentario general fue el furgón alquilado para la ocasión pues al no necesitar apenas nada extra (ni luces ni sonido ni paneles grandes) resultó ser un vehículo «P&P» (¡la furgoneta de Pin y Pon, vaya!) que gracias a la pericia del equipo de montaje cumplió a la perfección su cometido.

El repertorio castellano («Novios por internet», «Farsa y Justicia del Corregidor» y «Confusión general en la clínica dental») ha sido nuestra exitosa carta de presentación y con ella hemos conseguido romper el hielo desde el primer minuto. A destacar la reincorporación al plantel actoral de Ximo quien, tras unos meses de distancia, ha vuelto a las andadas teatrales en su incomparable recreación del monje accidentado en la segunda de las obras. ¡Bravo Ximo, coraje y ánimo que esto va para largo!

Y tras la representación nos refugiamos en «El refugio» a reponer fuerzas merced a unos bocadillos, tostadas y ensaladas que quitaron el hipo, el frío y hasta la vergüenza a tenor del griterío que esta vital veintena de artistas fuimos capaces de montar.

Con la hora súper controlada llegamos al almacén donde descargamos todo y nos despedimos convenientemente. ¡Quién iba a imaginar que aquellas palabras de MCarmen «mira qué bien, hoy prontito a casa, así da gusto» iban a ser su premonitoria perdición! Minutos después, con casi todos en sus casitas, o lugares de perdición correspondiente, nos asaltó el mensaje en el grupo de whatsapp: «Chicosss hemos pinchado» (literal). Y bajo las estrellas que también Daniel comentó expresamente en la despedida del almacén y en el inspirador silencio de la noche…. dieron y dimos (la familia del teatro) por concluida la temporada de verano.

VISCA EL CRESOL!

Segorbe (5)Segorbe (10)Segorbe (11)Segorbe (12)Segorbe (13)Segorbe (20)Segorbe (29)Segorbe (31)Segorbe (33)

Segorbe (34)

 

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia. Si continuas navegando, consideramos que acepta su uso. Puedes obtener más información aquí aquí.


ACEPTAR
Aviso de cookies
X